Esta más que claro, la felicidad es el ingrediente fundamental de la vida. Pero… ¿habías pensado que los ingredientes gastronómicos podían proporcionárla? Pues la respuesta es sí, y mucho. Por eso desde Wetaca, nos hemos venido a arriba, y queremos daros un chute de vitalidad a través de este post. Atrévete a descubrir qué alimentos pueden hacerte una vida más ‘happy’. No lo decimos nosotros, lo dice la ciencia.

“De la panza nace la danza”. Y no es que seamos todos unos glotones. Pero sé valiente y confiesa, ¿cuántas veces la comida que te esperaba en casa ha sido el mejor antídoto para una noche desastrosa?, ¿cuántas veces un dulce de chocolate ha sido mejor apoyo que tu mejor amig@? La vida se ve de otro color cuando comemos algo que nos gusta. Ojo, que en este caso no se trata solo de gustos. Existen estudios científicos que afirman que un puñado de cerezas es mejor que cualquier medicamento antidepresivo.

El cuerpo humano produce serotonina y endorfinas por sí mismo, aunque se puede favorecer la producción de estas sustancias al consumir determinado tipo de nutrientes. Así, en lugar de ser fabricados por el organismo, éste las obtiene de los alimentos que se ingieren. La Biblioteca Nacional de Medicina de EEUU informa que el aminoácido triptófano es una sustancia que nuestro cerebro necesita para fabricar serotonina, la hormona de la felicidad. Casi todos los alimentos contienen triptófano. Sin embargo, eso no es suficiente para que un alimento pase a formar parte de la lista de los que aportan felicidad. El triptófano tiene más poder como precursor neurohormonal cuando va asociado en los alimentos con glucosa, magnesio, potasio o vitamina B9, entre otros.

Del estudio de estos alimentos nace el movimiento “Mood Food” o cocina de la felicidad. Este movimiento es ya una tendencia gastronómica que cuenta con multitud de seguidores. Incluso existe una rama de la salud mental, la psiquiatría nutricional, dedicada a investigar cómo afecta la dieta al funcionamiento de la sesera.

Así que toma nota, aquí te dejo 6 alimentos que te harán la vida más feliz. Deshazte de todos tus libros de autoayuda y acércate a la nevera. Puede que el secreto de la felicidad esté en comer bien todos los días 😉

 

1. Pollo ( Carnes magras)

Las carnes magras como el pollo, son alimentos ricos en triptófano. Una vez que el cuerpo logró absorber el triptófano, se convierte en serotonina, sustancia química responsable de lograr un sueño saludable y un estado de ánimo equilibrado. ¿Cómo te quedas? Pues puedes disfrutar de esta magnífica receta de Pollo de la abuela en nuestra carta de la semana. ¡Be happy!

 

pollo-de-la-abuela

 

2. Maní o Cacahuete (Frutos secos) 

Ya lo cantaba Antonio Machín “Si te quieres por el pico divertir cómete un cucuruchito de maní”. Y es que en el reino de los frutos secos también hay triptófano. Además pueden ser una fuente de nutrientes positivos para nuestro estado de ánimo. Dado que su contenido en minerales y vitaminas regulan la producción de energía de nuestro organismo y los procesos que tienen lugar en el sistema nervioso. Si quieres divertirte comiendo cacahuete como Machín, lo encontrarás en el Pad Thai de Gambón en nuestra carta de la semana.

 

pad-thai-de-gambon (1)

 

3. Bacalao (Pescados ricos en omega 3)

Comer bacalao evitará que andes con los ánimos por los suelos. Éste y los pescados grasos contienen una de las “moléculas de la felicidad”, el ácido graso Omega-3. Cuando escasea, la comunicación entre dos regiones del cerebro implicadas en la conducta emocional se resiente. Y es más fácil que nos invada la tristeza. ¿Imaginabas que el bacalao podía ayudarte con tu autoestima? Con lo rico que está, no nos extraña. Date un “subidón” con esta Piperrada de bacalao que tienes en la carta de la semana.

 

piperrada-de-bacalao

 

4. Arroz (Cereales)

Aumentan los niveles de serotonina, pues estimulan la secreción de insulina, hormona que aumenta la disposición de triptófano para formarla. Por tanto son aconsejados para el tratamiento de estados depresivos y contrarrestar la ansiedad. ¡Increíble pero cierto! No sabemos si te evitará la ansiedad. Pero nuestro Arroz del señoret de esta semana, te va alegrar la vida seguro.

 

arroz-del-senoret (1)

 

5. Garbanzos (Legumbres)

Uno de los grandes tesoros de la dieta mediterránea, no podía ser menos. Las legumbres tienen un perfil nutricional adecuado ya que aportan vitaminas y minerales de los que la población suele presentar deficiencias, como por ejemplo las vitaminas B1, B3, B6, B9 y el magnesio. Estos nutrientes se relacionan con el buen funcionamiento del sistema nervioso y un aporte adecuado de los mismos reduce el decaimiento y mejora el estado de ánimo. Además, son fuente de triptófano. ¿Te quedas muert@, verdad? Con nuestra Crema japonesa de zanahoria y garbanzos puedes llevarte más de una alegría.

 

crema-japonesa-de-zanahoria-y-garbanzos

 

6. Chocolate (Dulces)

Hemos dejado el clásico para el final. A ver, no es cuestión de ponerse como el niño de la película de Matilda. Pero sí que es cierto que cuanto más negro, más triptófano nos aporta y menos hace que engordemos al tener menos grasa. El cerebro sólo puede absorber triptófano si se combina con carbohidratos, que luego se transforma en azúcares. Por eso muchas veces, en casos de estrés o frustración, el cuerpo pide algo dulce. Un nivel adecuado de azúcar en la sangre aseguran buen humor. En nuestra carta de la semana tienes como postre la Cookie gigante de chocolate. Ya tienes la excusa perfecta para añadirla al carrito 😉

 

cookie-gigante-de-chocolate