Si por algo nos caracterizamos en Wetaca es que todos somos amantes de la buena comida, por eso se nos ha ocurrido hacer una sección todos los meses dónde vamos a recomendarte sitios dónde comer las recetas que nosotros no podemos hacer. Si, ya lo sabéis, no podemos dejar de preocuparnos porque comas bien ¡incluso cuando no es con nosotros! Pero entendemos que no sólo del tupper vive el wetaker y deseamos recomendaros estos 8 pizzerías de Madrid para que olvides por unos días la tupperfilia que sientes desde que nos conociste.

Para inaugurar esta sección hemos querido ir a lo seguro eligiendo a la estrella de la comida italiana: la pizza. ¿A quién no le gusta la pizza? Si os estáis preguntando porque en Wetaca no podemos hacer un tupper de pizza estáis en todo vuestro derecho de merecer una explicación y ¡aquí la tenéis!

¿Por qué no hacemos pizza?

La respuesta la tiene Efrén Alvarez, CEO y Responsable de Departamento de Producto: “En primer lugar nos enfrentamos al efecto humedad sobre las texturas rígidas, ya que un producto caliente tiene humedad interna y desprende humedad hacia el exterior, cuando se enfría y se envasa, la humedad queda “atrapada” en el envase y termina por reblandecer el crujiente, y claro, a nadie nos gusta una masa blandengue”.

En segundo lugar nos habla sobre el problema de el efecto calor-frío-calor en las texturas viscosas: “El queso recién horneado y fundido en su justa medida, es flexible con el punto justo de viscosidad. Cuando se vuelve a enfriar, se vuelve rígido de nuevo. Entonces cuando lo calentamos de  nuevo, ya no responde igual a la temperatura. Las proteínas se contraen y expulsan la grasa, de forma que el queso no termina de fundir, queda correoso y la pizza está bañada de una grasa que no mola nada”.

Por último otros de los inconvenientes es no podemos asegurar su textura después de calentarla al microondas. En Wetaca siempre comprobamos cómo queda una receta tras pasarla por el microondas, ya que es la forma de calentarlo que utilizáis la mayoría. En el caso de la pizza nos comenta Efrén: “el microondas ‘agita’ las moléculas y por esta agitación se genera calor. El exceso de calor hace que se comience una evaporación y por tanto una deshidratación del alimento. Si partimos de un alimento completamente cocinado como puede ser un jamón york, que a su vez ha sido horneado con la pizza (más pérdida de humedad) y después lo sometemos al microondas, se quedará sin humedad alguna y su textura se volverá recia y desagradable”.

https://gph.is/1fF98Fk

Origen de la pizza

Su origen es algo incierto, aunque como todos sabemos su historia está ligada a la antigua Roma, dónde se acostumbraba a hacer pan de forma circular y luego se cortaba en porciones como en las pizzas actuales. La pizza moderna tal cuál la conocemos hoy en día se desarrolló hacia el siglo XVII en la ciudad de Nápoles, dónde existen las primeras referencias documentales acerca de una especie de tarta con tomate. La auténtica pizza napolitana tiene un masa elástica y blanda que obliga a comerla doblada como un sobre y que se deshace en la boca. Por eso hemos querido centrarnos en recomendaros los mejores sitios de Madrid para comer una auténtica pizza napolitana con molto amore.

1. NAP

Si quieres sentirte como si estuvieras en la gritona, despeinada y ausente de diplomacia ciudad de Nápoles, este es tu sitio. Son las siglas de Neapolitan Autenthic Pizza y como su propio nombre indica sirven la pizza 100% napolitana y eso es algo nuevo en Madrid, donde estamos acostumbrados a la pizza romana. Es un lugar que nos envuelve nada más llegar con el olor de su horno de leña. Además está decorado por los ya archiconocidos colores geométrico del artista urbano Okuda.

Precio medio 10€; menú 7,50€

Ave María, 19

NAP-Pizza-Regina-en-el-horno-1-770x516

 

2. Grosso Napoletano

Otro de los lugares dónde podemos encontrar a la  auténtica pizza napolitana en Madrid es en Grosso napoletano. Sus secretos a voces son sus magníficos ingredientes, el horno de leña artesano, y Mario y Lucca, pizzaiolos venidos desde Nápoles a la capital para darle forma y sabor a estos ingredientes de lujo. Esta es la Pizza Grosso, con rúcula, prosciutto di Parma, tomate San Marzano, mozzarella, lascas de parmesano y tomate Cherry.

C/ Hermosilla, 85

C/ Santa Engracia, 48

Captura1

 

3. Fratelli Figurato.

En el barrio de Chamberí encontramos un pequeño y acogedor local dónde los napolitanos hermanos Figurato: Riccardo, el chef, y Vittorio profesan el amor que sienten hacia su tierra a través de la comida. Su mayor secreto es el horno eléctrico Izzo traído directamente desde Nápoles, lo más novedoso en Italia. Su piedra refractaria no quema las pizzas y mantiene el calor a 430o permitiendo tenerlas listas casi al instante. Nos morimos por esta de Mozzarella, finas lonchas de panceta, aceite de pesto y pimienta negra recién molida.

Pizzas, 6-10€; menú del día, 10€

Alonso Cano, 37

bacon

5. Don Giovanni

Si tienes unos de eso días que tiras la casa por la ventana y además te apetece pizza, Don Giovanni es tu sitio. Es el restaurante del chef Andrea Tumbarello, siciliano afincado en Madrid desde el año 2005 y que además de cocina italiana, ofrece trufas y una carta con más de 160 ginebras, ¡casi nada! Si vas tienes que probar la Pizza con Trufa negra. Tomate frito casero, una gran mozzarella ahumada y láminas de trufa negra, sobre una base fina y crujiente.

Pizzas entre los 9 a los 17,90 euros.

Paseo de la Reina Cristina, 23

captura2

6. Ornella

Este restaurante (también del Gruppo Pulcinella) lleva ya unos años ofreciendo unas pizzas de escándalo. El local nos mola mucho y esta Pizza Marinara con su tomate San Marzano, ajito, orégano y aceite de oliva, aún más. Podéis ver más sobre sus recetas en @ornellamadrid

Pizzas entre los 9 y los 19 euros.

Calle Velázquez 18

 

Captura66

 

Nos gustaría seguir ampliando la lista así que no dudes en compartir con nosotros tus pizzas favoritas en Madrid comentando aquí abajo, o en redes sociales con el hashtag #comebientodoslosdías en cualquier red de Wetaca. Dai! Dai!

 

 

¿Te gusta lo que lees? 

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más contenido como este